La necesidad de una Sevilla unida

Sevilla es una ciudad compleja. Acomodada, indolente, tradicional, conformista. Y sin embargo hace 500 años partió desde aquí la expedición que daría la primera vuelta al mundo. Sevilla, por tanto, es también inquieta, innovadora, dinámica, incluso vanguardista en algunos aspectos. Una ciudad barroca, que dirían muchos como forma de zanjar cualquier discusión. Y en cierta forma podemos citar ejemplos fáciles que así lo confirmarían: en lo cultural, religioso, deportivo, ideológico…

Pero dejemos de mirarnos el ombligo: “sólo” hay que leer, estudiar o viajar para darse cuenta de que algo así sucede en cualquier ciudad medianamente grande. Cada ciudad tiene sus particularidades, sus inquietudes, sus estamentos sociales, sus intereses cruzados, sus movimientos ciudadanos. Cada ciudad es, al fin y al cabo, el resultado parcial de su historia más o menos reciente.

Dársena del Batán, Puerto de Sevilla

Dársena del Batán, Puerto de Sevilla

Pero sin embargo, cualquier ciudad, si quiere, puede conseguir unir fuerzas y salir adelante en un momento concreto, dejar a un lado, aunque sea momentáneamente, los puntos de fricción para centrarse en los puntos en común y conseguir un impulso que beneficie a todos como ciudad. No es fácil, pero se puede. Y para que esto suceda, de una forma razonada y ordenada, es necesario basarse en argumentos sólidos, huir de viejos planteamientos provincianos, tener empatía, creer en uno mismo como ciudad y, por supuesto, pensar en el conjunto de la sociedad.

Eso es lo que desde sevillasemueve intentamos hacer como miembros de la Plataforma #SevillaYa, impulsada por la CES (Confederación de Empresarios de Sevilla), y que desde el pasado mes de julio ha ido sumando hasta más de un centenar de entidades y organizaciones sevillanas de distinto ámbito. 

Es muy cierto que en el imaginario colectivo puede pesar que esta plataforma esté pilotada por una asociación empresarial que presumiblemente mirará principalmente por su proprio interés, por su bolsillo, algo que por cierto sería muy lícito. Pero si queremos que Sevilla reciba realmente el impulso que se le viene negando desde el 92 necesitamos dejar al lado estos reduccionismos, aceptar el reto y, entre todos, tratar de que la balanza común se equilibre de la mejor forma posible, de forma que se maximicen los beneficios que ojalá se puedan obtener.

Factoría Airbus - San Pablo Sur

Factoría Airbus – San Pablo Sur (Foto: Daniel Salvador)

Por este motivo, desde sevillasemueve no hemos dudado en integrarnos como un miembro más, aportando nuestra visión positiva y constructiva, a la vez que crítica, que desde hace diez años venimos divulgando. Esto por supuesto no nos hace casarnos con nadie, pero sí que nuestros valores e ideas tengan el mayor reflejo posible de cara a que puedan ser asumidas por las instituciones públicas competentes en cada materia.

Como representantes de este centenar de entidades estamos, además de la propia CES, el Colegio Oficial de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, el Colegio Oficial de Arquitectos de Sevilla, el Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Andalucía Occidental, el Colegio Profesional de Economistas de Sevilla, la asociación Foro Andaluz Nueva Sociedad, la asociación Iniciativa Sevilla Abierta, la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación de Sevilla, CCOO Sevilla, UGT Sevilla y nosotros mismos..

Por el momento hemos echado a andar con sendas reuniones con el delegado del Gobierno en Andalucía y el subdelegado del Gobierno en Sevilla, así como con el alcalde de la ciudad, aunque seguirán otras con otros organismos públicos. A ellos se les reclama, como pilares básicos de las necesarias inversiones en la provincia, la ejecución de los túneles de la SE-40, la red de Metro -subterránea- de Sevilla, y la conexión ferroviaria con el Aeropuerto. Pero obviamente hay muchas otras otras reivindicaciones que no se olvidan y que se ponen sobre la mesa: movilidad en general, dotaciones culturales, conservación del patrimonio, educación, calidad en los servicios públicos en general, empleo y erradicación de la pobreza, desarrollo industrial, protección ambiental…

Atascos en la SE-30

Atascos en la SE-30

Sevilla, su área metropolitana y la provincia en su conjunto no pueden renunciar a una necesaria mejora en todos estos aspectos y desde sevillasemueve así trataremos de reivindicarlo tanto en el seno de esta plataforma como ante las distintas administraciones públicas. Al fin y al cabo, nada de esto es nuevo para nosotros pues, desgraciadamente, desde nuestra fundación hace ya diez años, venimos señalando casi cada uno de estos aspectos, en los que apenas se han producido avances determinantes y definitivos. Ante tantas excusas con las que nos machacan desde hace demasiado tiempo, a Sevilla Ya le toca.